CINeol

O utiliza la Búsqueda Avanzada




Crítica - Driven (2001)

Poster

'Para adictos a la F1'

12/06/2003 - Por delbruck

(2/5)


Director: Renny Harlin
Guión: Sylvester Stallone, Jan Skrentny y Neal Tabachnick
Productores: Don Carmody y Michelle Davis
Reparto: Sylvester Stallone (Joe Tanto), Burt Reynolds (Carl Henry), Kip Pardue (Jimmy Bly), Stacy Edwards (Lucretia Clan), Til Schweiger (Beau Brandenburg), Gina Gershon (Cathy Heguy), Estella Warren (Sophia Simone), Cristián de la Fuente (Memo Moreno), Brent Briscoe (Crusher), Robert Sean Leonard (Demille Bly)




Sinopsis



El dotado pero impetuoso principiante Jimmy Bly pierde posiciones en los rankings al no poder aguantar la presión a la que le somete su ambicioso hermano y promotor. Tampoco ayuda el hecho que Bly quiere empezar una relación con Sophia, la novia de su máximo competidor.

Con tantos problemas encima, el veterano dueño de la escudería Carl Henry pide ayuda a la antigua estrella del automovilismo Joe Tanto, cuya espléndida carrera se vió truncada tras un trágico accidente. Pero para conseguir que Bly llega a la cima, Tanto deberá lidiar con su terrible pasado, lidiar con una incisiva reportera y pelearse con Cathy, su ex mujer.

Atrapado entre el éxito, el fracaso, los remordimientos y la necesidad imperiosa de velocidad, los cuatro pilotos no tienen más remedio que apretar a fondo el acelerador en pos de la redención y la gloria.

Crítica



Algunos de vosotros recordaréis buenas películas de Sylvester Stallone, incluso alguna con guión suyo que es alabada hoy en día. Bueno pues Driven no será recordada dentro de unos años, pero hará las delicias de los amantes de la velocidad mientras esté en cartelera. La película en si no ofrece mucho en cuanto argumento e interpretación, pero en muchas de sus escenas de carreras quedaréis impactados. Algunos enfoques de cámara son impresionantes y en varios accidentes saltaremos por los aires con el coche y su conductor.

La película no es totalmente fiel al mundillo de las carreras, pero nos hará verlo de otra manera, el intento de demostrar la presión que sufren los pilotos no deja de ser un intento que se pierde en frivolidades, quizás algo más de implicación por parte del equipo con algún piloto en activo hubiera aportado un toque de realismo que se echa a faltar a lo largo de la cinta. El que la película sea antigua (2001) también hará que los que realmente se apasionan por este mundo noten detalles que hoy en día no se usan, como por ejemplo las palancas de cambio. Pero a pesar de todo los amantes del motor saldrán complacidos.

Ahora toca el lado menos agradable de la cinta, y no es otro que para los que van a ver sólo una película, una historia y no les gustan los coches más que otras cosas, se aburrirán, porque como ya he dicho la falta de realismo y la flojedad de algunos actores convierten a Driven en una película más, al estilo de Días de trueno, A todo Gas o 60 segundo. Vamos copias baratas de Top Gun pero con distintos vehículos.

De los actores poco que decir, destacar a Burt Reynolds y poco más, por que el alemán Til Schweiger defraudará al que le haya visto en otros trabajos y Sylvester Stallone va a lo suyo.

Si te gustan las carreras trepidantes y quieres ver a dos formulas uno corriendo por las calles entre tráfico real esta es tu película.

 

Visitada: 7289 veces






Puntuación de los Usuarios

4.08

(71 votos/6863 visitas) - Estadísticas >>