CINeol

O utiliza la Búsqueda Avanzada




Crítica - Titanic

Poster

'Una de las experiencias más espectaculares de la historia del cine'

09/05/2007 - Por Erick

(4/5)

Tengo que reconocerlo, James Cameron siempre ha sido un director por el que sentido una aprecio especial, (a pesar de que probablemente sus películas nunca causen la misma sensación de calidad que títulos firmados por realizadores más importantes) demostrando aquí sus indudables virtudes para emocionar, y apabullar al mismo tiempo al espectador, durante dos horas y setenta y cuatro minutos de película, a pesar de que como casi siempre no le habría venido mal un coguionista que le puliera algunas irregularidades en el guión, pero tal es la eficacia tras las cámaras del director de Aliens el regreso, que consigue mantener la atención del publico al que ofrece sin lugar a dudas una de las experiencias más espectaculares de la historia del cine.

Bill Paxton es Brock Lowett, un buscador de tesoros más interesado en el valor material que el histórico de las reliquias que pueda recuperar, Una de ellas, es la que le conduce Titanic, el trasatlántico más famoso de la historia., hallando en su interior, lodo, agua y una carpeta con el dibujo de una atractiva mujer que luce el diamante del mar, un collar de gran belleza. Rose Calvert (Gloria Stuart) de 101 Años, ve por televisión el dibujo y se pone en contacto con Lowett asegurándole ser la mujer del dibujo. El explorador ya en su presencia y en la de su nieta Jizzy (Suzy Amis) le pregunta: ¿Esta dispuesta a regresar al Titanic? La respuesta es sí.



Southamtom, Inglaterra 10 de abril de 1912, el Titanic esta a punto de partir, sus afortunados pasajeros embarcan. Los de primera clase disfrutan del lujo de sus suites, mientras que los de tercera por primera vez no deben compartir sus literas con las ratas. Rose DeWitt Bukater (Kate Winslet) es una joven inglesa que viaja en compañía de su posesiva y arruinada madre, Ruth (Frances Fisher), y de su repelente y violento prometido Carl Hocley (Billy Zane). Momentáneamente la acción se traslada a un bar, donde dos jóvenes Jack Dawson (Leonardo DiCaprio) y Fabricio (Danny Nucci) ganan al poker dos billetes para embarcar en el Titanic. Una noche de camino ya a los estados unidos, tras comprobar cual es su desdichado futuro, Rose trata de suicidarse, pero Jack lo impide en el ultimo momento, esta acción afecta no solo la relación entre la muchacha, Carl y su madre, sino que provocara una nueva e imposible, entre Rose una refinada dama de la clase alta y Jack un vagabundo aventurero con un don especial para el dibujo. Contando para ello con la inestimable ayuda de la mítica e insumergible Molly Brown (Kathy Bates)

Pero los sueños, las esperanzas e ilusiones de más de 1.500 pasajeros del Titanic se irán al traste la noche del 14 de abril, cuando un inmenso iceberg choque contra el armazón de la nave, provocando una entrada de agua en su base y la inmediata puesta en marcha del plan de rescate, antes de que se hunda irremediablemente en las profundidades del Atlántico.

Las primeras imágenes de esta película nos llevan a los restos del trasatlántico, varias cámaras conectadas a minisubmarinos recorren sus pasillos y habitaciones, el misterio, la magia y la seducción del barco pronto se apodera de la platea. Pero la entrada de un personaje como Rose, interpretado de manera encomiable por Gloria Stuart, depara una de las sorpresas más agradables de la película, hasta que el barco topa con el iceberg, trascurren 100 minutos donde James Cameron otorga una importancia trascendental a sus personajes, a sus relaciones, a las diferencias sociales entre los distintos pasajeros. Es una primera mitad con tintes de melodrama, acertados toques de comedia y más de una secuencia memorable, como la entrada en escena de Kate Winslet bajando de un coche con su cara cubierta con un sombrerazo, la partida, el momento en que Jack dibuja a Rose desnuda, luciendo el diamante del mar, los planos individuales del barco surcando el Océano al atardecer, o un par de fundidos entre pasado y presente.



Curiosamente a partir del impacto que desencadena la tragedia es cuando el film pierde parte de su encanto, apareciendo ahora el puro drama humano del cine de catástrofes, cayendo un poco en las típicas situaciones, seria injusto no destacar a Billy Zane en su venganza contra el que le robo a su chica, aquí más que en el guión y los personajes, el director controla la situación gracias a la portentosa visualización de los esfuerzos de los tripulantes y pasajeros por sobrevivir al drama (aunque algunos se lo tomen con cierta tranquilidad) .Así como la emoción que en el lugar de surgir de el guión o los personajes lo hace de la arrebatadora música compuesta por James Horner.
Titanic culmina con una media hora final que solo puede calificarse de excelente, Cameron nos coloca en el centro del pánico, sentimos el dolor de la gente que sin posibilidad de supervivencia flota a la deriva en las congeladas aguas del Atlántico y, durante los últimos instantes de vida del barco, vivimos el vértigo de los que fueron los últimos en abandonarlo.

Una película que nos pasea por el romance y la desdicha, la esperanza y la adversidad. Y nos demuestra lo que es el cine una lucha entre el negocio y el arte, disputa de la que Titanic ha salido bien parada.

 

Visitada: 4962 veces







Puntuación de los Usuarios

6.88

(476 votos/36654 visitas) - Estadísticas >>