CINeol

O utiliza la Búsqueda Avanzada




Crítica - El Lobo de Wall Street

Poster

'El casino de Wall Street'

17/01/2014 - Por Sergio Roma

(3/5)

El Lobo de Wall Street
Director: Martin Scorsese
Intérpretes: Leonardo DiCaprio (Jordan Belfort) / Jonah Hill (Donnie Azoff) / Margot Robbie (Naomi Lapaglia) / Jon Bernthal (Brad) / P.J. Byrne (Nicky Koskoff) / Rob Reiner (Max Belfort) / Kyle Chandler (Agente Patrick Denham) / Matthew McConaughey (Mark Hanna) / Cristin Milioti (Teresa Petrillo) / Joanna Lumley (Tía Emma) / Jean Dujardin (Jean-Jacques Saurel) / Henry Zebrowski (Alden Kupferberg) / Kenneth Choi (Chester Ming) / Brian Sacca (Robbie Feinberg) / Ethan Suplee (Toby Welch) / Katarina Cas (Chantalle) / Jake Hoffman (Steve Madden) / Mackenzie Meehan (Hildy Azoff) / Stephanie Kurtzuba (Kimmie Belzer) / Spike Jonze (Dwayne) / J.C. MacKenzie (Lucas Solomon) / Jon Favreau (Manny Riskin) / Aya Cash (Janet) / Jon Spinogatti (Nicholas) / Ashlie Atkinson (Rochelle Applebaum) / Stephen Kunken (Jerry Fogel) / Shea Whigham (Capitán Ted Beecham) / Christine Ebersole (Leah Belfort) / Bo Dietl (Bo Dietl) / Emily Tremaine (Cristy) / Barry Rothbart (Peter DeBlasio) / Michael Nathanson (Barry Kleinman) / Ted Griffin (Agente Hughes) / Robert Clohessy (Nolan Drager)
Duración: 180 minutos
Sinopsis: Jordan Belfort solo ha querido una cosa en la vida: ser rico. Y el camino más fácil para alguien a quien no le importan los medios si consigue este fin es a través de Wall Street. De esta forma, el joven [...]
Lea más en su ficha

Estreno 17 de Enero de 2014

CRÍTICA



Muy entretenida, fascinante por momentos, pero…decepcionante. La manera de dirigir de Martin Scorsese en todas sus películas es explosiva, diferente a cualquier otra en el cine, y casi siempre ha sido sorprendente. Cuesta encontrar una mala película en su filmografía, y esta última no es una excepción, es una buena película, pero…decepcionante.

La película está basada en las memorias de Jordan Belfort, un corredor de bolsa de Nueva York sin muchos escrúpulos, y con una vida desenfadada, por decirlo suavemente. Comenzando desde abajo, irá subiendo escalones a base de ambición, buenos consejos y mucho talento para el mundo de las finanzas, hasta convertir su vida en un quimera al alcance de muy pocos. Pero todo lo que sube rápidamente puede bajar con la misma velocidad, y el FBI tiene sus ojos puestos en su empresa desde que comenzó a destacar…


(Más imágenes en su galería)



El guión es de Terence Winter, guionista de películas como “La Ley de Brooklyn” pero más conocido por ser el creador de la serie de TV “Boardwalk Empire”, además de escritor y productor de la serie “Los Soprano”. La música corre a cargo de Howard Shore, que ya ha trabajado con Scorsese en películas anteriores como "La Invención de Hugo" o "Infiltrados" y la fotografía la firma el mexicano Rodrigo Prieto (“Argo”, “Los Abrazos Rotos” y curiosamente “Wall Street. El dinero nunca duerme”). Con estos moldes y la mano maestra de Scorsese es difícil que no salga una buena película. En el plano interpretativo se ha rodeado de buenos secundarios que cumplen perfectamente su papel, especialmente Jonah Hill y Matthew McConaughey aunque este último con un papel tristemente corto.

El problema comienza con la elección del actor protagonista. Leonardo DiCaprio nunca ha sido un gran actor. Queda bien en pantalla, gusta a la industria, y es el elegido de directores tan importantes como James Cameron, Danny Boyle, Steven Spielberg, Edward Zwick, Ridley Scott, Sam Mendes, Christopher Nolan, Clint Eastwood o Baz Luhrmann, y de un tiempo a esta parte el favorito de Martin Scorsese, pero su mejor trabajo sea probablemente el reciente personaje de Calvin Candie en “Django Desencadenado” de Quentin Tarantino. En muchos de los papeles protagonistas de los directores citados cumple correctamente. En otros, directamente no encaja; esa cara y facciones de eterno adolescente no pueden funcionar para personajes como J. Edgar Hoover en “J. Edgar” o Billy Costigan en “Infiltrados”, salvo que se realice un trabajo soberbio al estilo de Robert De Niro (en sus primeros trabajos) o de Javier Bardem. Y no es el caso. Ocurre con el personaje de Jordan Belfort, que pese a ser un personaje sumamente interesante no está muy bien aprovechado, y uno se queda con la duda de saber qué hubiese hecho el mismo Matthew McConaughey con este mismo personaje de Jordan Belfort.

Al margen de esto, nos encontramos con demasiadas similitudes al propio cine de Scorsese, y en especial a la película “Casino”: si trasladamos Las Vegas a Nueva York, nos daremos de frente con el mismo personaje ambicioso y triunfador, rodeado de secundarios en principio mediocres y más tarde venidos a más, aunque siempre excéntricos que giran de manera incondicional en torno al protagonista. Y una mujer explosiva e inteligente por la que perder los huesos y la cartera, siempre con el dólar como bálsamo principal para todos los problemas. Como las comparaciones, aunque sea con el mismo director, siempre son odiosas, baste decir que ni Robert De Niro, Sharon Stone, Joe Pesci o James Woods son lo mismo que Leonardo DiCaprio, Jonah Hill, Jean Dujardin o Margot Robbie, y que la posible capacidad de sorpresa e impacto queda atenuada de una a otra en cuanto se van haciendo las correspondientes asociaciones.

Dicho lo cual, “The Wolf of Wall Street” no deja de ser una película fascinante, que es capaz de mantener al espectador durante tres horas en una diversión y entretenimiento elevados y que utilizando varios elementos de la comedia, consigue en algunos momentos trasladar toda la tensión acumulada a situaciones realmente divertidas y particularmente frívolas, logrando siempre una química con el espectador digna de tener en cuenta y permitiéndole disfrutar desde la distancia, de los excesos salvajes que en la vida normal no son corrientes ni posibles.

Narrada de manera particular, voz en off e incluso contactos frente a frente con la cámara de Di Caprio, la película se mueve en el particular y siempre excitante estilo de Scorsese entre el mundo de las drogas, el sexo y el dinero. Tres elementos adictivos e inseparables que irán formando un cocktail explosivo del que ninguno de los personajes logrará (ni querrá) escapar, y que aparentemente da la sensación de poder explotar en algún momento en el lugar y bajo la circunstancia más inesperada.

Un mundo en el que Scorsese se mueve como pez en el agua. Disfruta y hace disfrutar al espectador, y siempre mantiene un alto nivel en la dirección, en las imágenes y en el estilo narrativo, aunque alguno, vista su filmografía, no pueda evitar cierta sensación de decepción.




sergio_roma00@yahoo.es
twitter: @sergio_roma

 

Visitada: 2413 veces


Comenta esta Crítica

Comentarios (26)

21:46 - 17/01/2014

Miniviciao@

BUENISIMA.

03:08 - 18/01/2014

nierense

Creo que cuando te leí en twitter que cómo ibas a plasmar que era fascinante pero decepcionante en la crítica me esperaba algo así... discrepo especialmente en lo de que DiCaprio no es un gran actor y en verlo como el eterno adolescente. Ese era mi problema hasta que rectifiqué hace unos años. Comienzo a creer que es de los que serán recordados

08:32 - 18/01/2014

charlyr2d2

A mí también me parece que DiCaprio hace mucho que abandono el papel de eterno adolescente y me parece uno de los actores más sólidos de la actualidad. en cuanto a la peli, estoy deseando de verla!

06:07 - 19/01/2014

caren103

Leonardo DiCaprio nunca ha sido un gran actor.


http://www.cineol.net/pelicula/3107_El-Aviador

De nada.

10:14 - 19/01/2014

superbo

Demasiado prejuicios hacia Leonardo DiCaprio que he dejado de leer la crítica.

Un aplauso. [padrino]

11:53 - 19/01/2014

Damned Martian

Esa frase parece que ha viajado en el tiempo desde 1998 hasta el presente y está despistada aquí como pollo sin cabeza. ¡Vuelve a tu tiempo, Marty McFly!

01:58 - 21/01/2014

Sirkius

nierense escribió:Creo que cuando te leí en twitter que cómo ibas a plasmar que era fascinante pero decepcionante en la crítica me esperaba algo así... discrepo especialmente en lo de que DiCaprio no es un gran actor y en verlo como el eterno adolescente. Ese era mi problema hasta que rectifiqué hace unos años. Comienzo a creer que es de los que serán recordados


+1. Yo no le tragaba en su papel de Titanic, o La Playa, pero hace ya años que ha ido escogiendo buenos papeles y ha demostrado ser un buen actor (no es mi preferido, pero vaya, que no lo hace mal).

Yo tambien creo que te cebas un poco con el en la critica.

10:11 - 28/01/2014

Quentin

No tengo nada en contra de Di Caprio, e incluso no me parece mal actor (aunque evidentemente no es un gran actor). Simplemente hay papeles en los que no encaja, en los que otros actores hubiesen realizado mejor trabajo, como es el caso de este "lobo". No quiero que esto se convierta en un monotema sobre él, pero me gustaría dar algunas pinceladas:

Di Caprio, sin hacer un papel brillante le vino al dedo el papel de Titanic, el "Romeo y Julieta" de Baz Luhrmann, e incluso no le queda mal el papel de "Revolutionary Road". Está espantoso en películas como "La playa" o "El hombre de la máscara de hierro". Y no lo hace mal en "El aviador", aunque es una película que hubiese ganado mucho con un actor de mayor envergadura en un papel que era muy complejo. Di Caprio se esfuerza, eso no se le puede reprochar, incluso de manera casi obsesiva por convencer, pero hay cosas que no pueden ser. No se nos puede convencer que ese actor pueda ser Howard Hughes, ni el Billy Costigan de "Infiltrados", ni mucho menos el J. Edgar Hoover de "J.Edgar". Lo siento pero no. Estoy seguro que esas películas han ganado en taquilla con su presencia, pero han perdido en calidad. Por si esto fuera poco, cada vez que ha participado en un "duelo interpretativo" se lo han comido con patatas, como es el caso de Daniel Day-Lewis en "Gangs of New York", o Kate Winslet en "Revolutionary Road".

Tiene cara de niño bueno, adorable, el hijo que toda madre quiere, quizás un poco "pillín", pero se le perdona. Y eso no lo puede evitar, y tampoco tiene el talento suficiente para evitarlo.

Hay algo muy sintomático en su carrera. Cada vez que aparece en una película muy buena, como puede ser por ejemplo "Origen" el comentario suele ser: "La película está genial, es muy buena, un guión estupendo...y Di Caprio no lo hace mal..." como si ya se diese por hecho que podría perjudicar la película.

Dicho sea en su favor, pocas veces perjudica una película, pero lo que se le debe exigir es que la mejore, como hacía De Niro con Scorsese, y eso no ocurre nunca.

19:51 - 28/01/2014

Damned Martian

Quentin escribió:No tengo nada en contra de Di Caprio, e incluso no me parece mal actor (aunque evidentemente no es un gran actor).

A partir de aquí me pierdes e incluso me indignas. Ese "evidentemente" no es tan evidente, más que nada porque ni es una opinión generalizada ni en absoluto estoy de acuerdo con ella. Me parece que con los años ha crecido como actor una barbaridad, y ahora mismo sí que es un gran actor, de los mejores de su generación, que con cada película demuestra su talento. De Atrápame si Puedes a esta parte, pocas pegas le puedo poner a su labor, que va de lo bueno a lo sublime. Y normalmente, cuando algún personaje no ha cuajado del todo, no ha sido tanto por culpa suya como por la película que lo rodeaba y las decisiones del director (caso de J. Edgar).

Simplemente hay papeles en los que no encaja, en los que otros actores hubiesen realizado mejor trabajo, como es el caso de este "lobo".

Soy incapaz de pensar en otro actor que hubiese pegado más en el personaje (para mí, encaja como un guante) ni tampoco que lo hubiese hecho mejor.

Y no lo hace mal en "El aviador", aunque es una película que hubiese ganado mucho con un actor de mayor envergadura en un papel que era muy complejo. Di Caprio se esfuerza, eso no se le puede reprochar, incluso de manera casi obsesiva por convencer, pero hay cosas que no pueden ser. No se nos puede convencer que ese actor pueda ser Howard Hughes, ni el Billy Costigan de "Infiltrados", ni mucho menos el J. Edgar Hoover de "J.Edgar". Lo siento pero no. Estoy seguro que esas películas han ganado en taquilla con su presencia, pero han perdido en calidad. Por si esto fuera poco, cada vez que ha participado en un "duelo interpretativo" se lo han comido con patatas, como es el caso de Daniel Day-Lewis en "Gangs of New York", o Kate Winslet en "Revolutionary Road".

Pues mira, para mí (y no creo ser el único), en El Aviador iba desconfiando de él y me calló la boca con una interpretación acojonante, en Infiltrados está excelente y en Revolutionary Road ÉL se come a Kate Winslet.

Tiene cara de niño bueno, adorable, el hijo que toda madre quiere, quizás un poco "pillín", pero se le perdona.

¿Y al mismo tiempo puedes afirmar esto y que no le pega el papel del Lobo?

Aparte de que esa imagen infantil que tienes de él ya no se corresponde con la realidad objetiva. Que no es Mickey Rooney. Que se le notan ya los años. Que se le han endurecido las facciones mucho. Se parece tanto al Leo de 20 años como Ryan Gosling al Ryan de 20 años. Otra cosa es que tengas tan clavada su imagen adolescente que la rememores cuando le ves, pero eso no quiere decir que él parezca todavía un crío bueno, sino que tú eres como una madre que no puede dejar de ver a su hijo pequeño en ese señor con barba.

Lo que me lleva a:

Y eso no lo puede evitar, y tampoco tiene el talento suficiente para evitarlo.

Aquí está la raíz del asunto. DiCaprio no conecta contigo como actor. OK, pero es una opinión, no un hecho. Hay gente que ve 12 Años de Esclavitud y piensa que Chiwetel Ejiofor no está inmenso. A mí Sean Penn y sobre todo Tim Robbins no me dicen nada en Mystic River, y a todo el mundo le encantan. Cada cual reacciona de una forma a ciertos actores. Y por eso lo ves con su imagen adolescente, porque sus actuaciones no te han marcado.

Pero entenderás que eso es algo totalmente subjetivo y personal que te pasa a ti por los motivos que sean.

Hay algo muy sintomático en su carrera. Cada vez que aparece en una película muy buena, como puede ser por ejemplo "Origen" el comentario suele ser: "La película está genial, es muy buena, un guión estupendo...y Di Caprio no lo hace mal..." como si ya se diese por hecho que podría perjudicar la película.

Pues no sé en tu círculo de amistades, pero yo lo que oigo habitualmente cuando DiCaprio saca película, al menos de unos 8 años a esta parte, es "DiCaprio está genial, qué monstruo, a ver cuándo le dan ya un puto Oscar". De hecho, si te sirve de guía, tiene dos Premios Cineol (por Infiltrados y Shutter Island) y estuvo nominado también por Origen, algo que pocos actores han conseguido.

La gente le tiene hoy en día en un pedestal porque se lo ha ganado a pulso, porque evidentemente ha crecido una barbaridad como actor desde Titanic hasta ahora. no opinas así, evidentemente. Y como tú, quizá un 5% de los cinéfilos. Pero no mucho más.


Ver el resto de comentarios sobre esta noticia






Puntuación de los Usuarios

7.7

(169 votos/9216 visitas) - Estadísticas >>