CINeol

O utiliza la Búsqueda Avanzada




Crítica - La naranja mecánica

Poster

'Irrepetible y predecesora de muchas otras'

30/09/2005 - Por

(5/5)

Sinceramente Stanley Kubrick es uno de los directores a los que más admiro, podría decirse que el director americano es mi favorito, de los pocos junto con Kurosawa que me fascinan. Había visto casi toda la filmografía de Kubrick y todas me habían gustado bastante. Una de las que me quedaban por ver era La naranja mecánica, ayer pude verla y fue una sensación única. Una experiencia difícil de olvidar.

El film basado en la magnifica novela del mismo nombre A Clockwork Orange de Anthony Burgess. Un film que muestra una gran dosis de violencia como solo Kubrick sabe rodar (junto con Peckinpah los que mejor han sabido retratar la violencia en el cine), quizás el film hoy en dia no sorprenda por su violencia, para mi el punto débil de la película es que no ha sabido envejecer bien (que bien queda la frase esta en cualquier lado), su estética setentera y sus colorines made in Kubrick, dan cuenta de ello, aunque quizás también la hagan especial.

Alex es un joven muy agresivo con dos pasiones: la ultraviolencia y Beethoven. Al frente de su banda, los drugos, los jóvenes descargan sus instintos más violentos pegando, violando y aterrorizando a la población. El film es una maravilla, su visionado produce innumerables sensaciones, la violencia al compás de Beethoven, una genialidad, con una música que acompaña perfectamente a la trama, agobiante, una dirección impecable y una actuación de Malcom McDowel espectacular. Incomprensiblemente no estuvo nominado para el Oscar, siendo una actuación sentida (la secuencia cantando "Singin'in the rain" es una aportación suya), sobresaliente y estremecedora. Él es La naranja mecánica, y aunque el resto del elenco está espectacular, todo lo que hace Alex se nos queda grabado en la mente hasta sentirlo y salir de la película convertido en un pequeño drugo. Una demostración de lo que es cine, en estado puro.

La violencia y la impotencia humana es hecha arte en esta película que ha se ha situado en un espacio atemporal; perdura, vive, sobrecoge y en ciertos momentos te hace dibujar una estúpida sonrisa en la cara, no porque sea divertido lo que ves, sino porque eres consciente de que lo que estás viendo es único, genial, obra de un genio y que será recordada como tal. Una película llena de odio hacia el estado y una incesante ironía y sarcasmo frente a la ultraviolencia y la vida.

Única, irrepetible y predecesora de muchas otras. Transgresora a más no poder, completa en todos los sentidos, y cargada de reflexión. La naranja mecánica es una obra maestra, dentro de la filmografía de un maestro singular, Kubrick consiguió contagiarnos su visión pesimista del futuro. En ninguna otra de sus obras, el director mostró una sociedad tan cínica y falsa; es pues, el futuro, de nosotros dependerá que cambie o no.

Nota: 9,75/10

 

Visitada: 5306 veces







Puntuación de los Usuarios

8.28

(504 votos/63901 visitas) - Estadísticas >>