CINeol

O utiliza la Búsqueda Avanzada




Crítica - Tres Anuncios en las afueras

Poster

'Hundidos en el "fargo"'

12/01/2018 - Por

(4/5)

Tres Anuncios en las afueras
Director: Martin McDonagh
Intérpretes: John Hawkes (Charlie) / Peter Dinklage (James) / Abbie Cornish (Anne) / Woody Harrelson (Sheriff Bill Willoughby) / Caleb Landry Jones (Red Welby) / Sam Rockwell (Jason Dixon) / Kerry Condon (Pamela) / Frances McDormand (Mildred Hayes) / Kathryn Newton (Angela) / Zeljko Ivanek (Sargento) / Lucas Hedges (Robbie) / Brendan Sexton III (Hombre) / Clarke Peters (Abercrombie) / Samara Weaving (Penelope) / Nick Searcy (Montgomery) / Sandy Martin (Mama Dixon) / Darrell Britt-Gibson (Jerome) / Amanda Warren (Denise Watson) / Malaya Rivera Drew (Gabriella Forrester) / Michael Aaron Milligan (Pal) / Lawrence Turner (Tony) / Marcus Lyle Brown (Reportero) / Alejandro Barrios (Latino)
Duración: 115 minutos
Sinopsis: Después de meses sin que aparezca el culpable de la muerte de su hija, Mildred Hayes da un paso valiente al pintar tres señales que conducen a su pueblo con un polémico mensaje dirigido a William Willoughby, el venerado jefe de [...]
Lea más en su ficha

Estreno 12 de Enero de 2018

CRÍTICA



Profundizando de manera original en la Norteamérica rural como tan brillantemente hicieron los Hermanos Cohen con la magnífica Fargo y aplicando lo mucho aprendido de sus anteriores trabajos, nos llega esta pequeña joya del angloirlandés Martin McDonagh con intenciones de convertirse en una de las mejores películas del pasado año.

McDonagh proviene del mundo del teatro, donde cosechó diversos éxitos con un estilo muy particular y en sus comienzos en el cine, no sólo ha sabido aportar todos sus conocimientos y experiencia en la dramaturgia contemporánea sino que ha sabido adaptarse (bebiendo de distintas fuentes, incluso de Quentin Tarantino) al cine con extraordinaria fluidez, dejándonos un primer cortometraje que le valió el Oscar (Six Shooter) y dos interesantísimas películas (Escondidos en Brujas y Siete psicópatas).

En esta tercera película cambia en cierto modo algunos registros, toma algunas experiencias de la Irlanda rural que le transmitieron sus padres, con las que ya había trabajado en el teatro, y el resultado es una película muy equilibrada, manteniendo un sello de autor que se advierte desde el propio y personal guión y que sobresale sobre todo, y como ya ocurre en su filmografía, en el elaborado trabajo de personajes, siempre complejos y con matices.


(Más imágenes en su galería)




Así nos encontramos con una historia que se traslada al Mossouri profundo para presentarnos a una mujer que decide alquilar tres vallas publicitarias para emplearlas en presionar (y/o poner en evidencia) al Jefe de la policía local, en su (según ella) inoperancia a la hora de atrapar al violador y asesina de su hija. Se da la circunstancia de que Bill Willoughby, el Sheriff perjudicado, padece de cáncer y su situación personal unido a la presión que van a ejercer esos carteles sobre él se pueden convertir en un polvorín de inimaginables consecuencias.

Extraordinarios moldes para realizar una película, y dejados en manos de un “artesano” como MacDonagh no podían darnos otro resultado que un magnífico trabajo en todos los aspectos. Como en anteriores ocasiones se preocupa de manera minuciosa de que todo encaje a la perfección, desde una cuidada fotografía de la mano de Ben Davis hasta una selecta y adecuada música a cargo de Carter Burwell. Todo en aras de no perder nunca ni el norte ni el clima que la historia requiere y todo con la aparente sencillez de quién tiene las ideas muy claras y sabe cómo conseguir los objetivos principales.Tampoco se olvida de añadir el tono tragicómico que ya empleara en anteriores trabajos, si la ocasión lo requiere, o si él lo considera oportuno para que la historia no se centre de manera obsesiva en el drama y nos permita observar otros enfoques más dinámicos.

En su trabajo de personajes tampoco a descuidado la elección de los actores principales, destacando un estupendo Woody Harrelson en el papel de Sheriff (un personaje que mantiene la misma intensidad tanto en la pantalla como fuera de ella), Sam Rockwell en uno de los personajes más complejos que le ha tocado interpretar y resuelto con muchísima solvencia (ambos ya ejercieron anteriormente con brillantez de "psicópatas") y sobre todo claro está, Frances McDormand en una interpretación sobresaliente en la que devora cada escena y en la que le da una nueva profundidad al concepto de “madre coraje”.

Todo un ejercicio de buen hacer en el mundo del cine y un perfecto broche final a un inicial trío de películas que ponen de manifiesto la elegancia, el talento y la constancia de un director que nos deja una particular tarjeta de visita y una estupenda declaración de intenciones de un cine innovador y personal sin perder en ningún momento el aspecto básico y esencial a la hora de abordar una película: la historia.






@sergio_roma

 

Visitada: 414 veces







Puntuación de los Usuarios

7.83

(41 votos/1666 visitas) - Estadísticas >>