CINeol

O utiliza la Búsqueda Avanzada




Crítica - El Gran Gatsby (2013)

Poster

'Entre el mito y la tragedia'

19/05/2013 - Por Álvaro de Paz

(3/5)

El Gran Gatsby (2013)
Director: Baz Luhrmann
Intérpretes: Leonardo DiCaprio (Jay Gatsby) / Tobey Maguire (Nick Carraway) / Carey Mulligan (Daisy Buchanan) / Joel Edgerton (Tom Buchanan) / Elizabeth Debicki (Jordan Baker) / Amitabh Bachchan (Meyer Wolfsheim) / Isla Fisher (Myrtle Wilson) / Jason Clarke (George Wilson) / Gus Murray (Teddy Barton) / Adelaide Clemens (Catherine) / Eden Falk (Mr. McKee) / Kate Mulvany (Mrs. McKee) / Richard Carter (Herzog) / Callan McAuliffe (Joven Jay Gatsby) / Max Cullen (Ojos de Búho) / Barry Otto (Benny McClenahan) / Steve Bisley (Dan Cody) / Goran D. Kleut (Mayordomo jefe) / Vince Colosimo (Michaelis) / Brendan Maclean (Klipspringer) / Jack Thompson (Dr. Walter Perkins) / Heather Mitchell (Madre de Daisy)
Duración: 143 minutos
Sinopsis: Nick Carraway es un aspirante a escritor que deja el medio oeste y llega a Nueva York en la primavera de 1922, una época de relajamiento moral, deslumbrante jazz, reyes del contrabando y en la que la Bolsa sube como la [...]
Lea más en su ficha

Estreno 17 de Mayo de 2013

CRÍTICA



En el año 1974 Jack Clayton con guión de Francis Ford Coppola dirige a un joven Robert Redford como el misterioso señor Gatsby. Nunca terminó de convencerme esta versión pero (la novela es magnifica y totalmente recomendable como uno de los grandes exponentes del siglo XX) siempre me fascinó la historia y todo lo que rodeaba a aquella alocada época dorada de los años 20 en el centro del mundo que empezaba a ser New York. Con las interpretaciones de la siempre enigmática Mia Farrow y el lord Americano por excelencia, como es el señor Redford, algo así como el George Harrison del mundo del cine imitado por todos los actores de otras generaciones que cuando buscan el gen de la elegancia siempre tienen que recurrir a él.


(Más imágenes en su galería)



Así nos encontramos en el 2013 y con uno de esos locos cineastas que vienen del mundo del videoclip; el Australiano Baz Luhrmann. He de decir que me fascina su versión del mito de Romeo y Julieta de William Shakespeare, la odiaba de adolescente porque todas las niñas de mi clase tenían en su carpeta a Leonardo DiCaprio, pero os recomiendo a los que la recuerden como una película menor que la vuelvan a visionar porque es una maravilla. Moulin Rouge (2001) me pareció una acertada apuesta y Australia un juguete muy caro y fallido. Y desde que escuché que estaba versionando de nuevo este gran titulo de la historia de América, dije: Veamos que ha echo el excéntrico director.

Partiendo de una novela difícil de adaptar, la esencia se mantiene gracias al lujo, al color y al sonido que roza por momentos lo estridente y que le va como anillo al dedo a una época, un momento y un lugar lleno de extremos, los ricos y los pobres solo pensaban en la misma cosa: divertirse noche tras noche en interminables borracheras.
Nick Carraway es un joven inocente que tiene como vecino a un misterioso hombre llamado Gatsby, el cual realiza las fiestas más canallas y suntuosas de toda la ciudad todos los fines de semana. Pero algo le tiene perturbado: ¿Quién será esa misteriosa persona que vive en ese palacio de ensueño? Cuando acude por invitación a una de sus fiestas, escucha toda clase de leyendas sobre dicho personaje, pero en realidad nadie le ha visto personalmente y todo son habladurías. El mito se hace cada vez más grande hasta que el destino hace que sus vidas se crucen y juntos labren una profunda amistad.

La adaptación literaria está hecha para ser masticada por todos los públicos y lo logra, haciendo que sea una película que puedan entender por igual personas de cualquier edad, y este sea quizás su mayor error, porque de esta manera elimina muchos misterios de la novela de F. Scott Fitzgerald y haga todo mucho más simple, sacrificando por el camino el halo de misterio.
La historia avanza a trompicones. La primera parte de la película cuando no conocemos aún quien es ese misterioso hombre de pelo rubio y perfectas maneras la película vuela y los mejores momentos dell film son los que comparten los personajes de Nick y el señor Gatsby descubriendo poco a poco, como si de una partida de poker se tratase. Pero cuando empezamos a bajar por el tobogán de la locura, es cuando todo empieza a perder interés y el castillo se nos cae como si fueran naipes en medio de un tornado llamado Luhrmann. Y cuando ya no nos queda aliento llega el desenlace final.

Carey Mulligan, una actriz todo terreno que a todos nos enamoró con su fragilidad en dos personajes para la historia como el de la hermana perdida de la maravillosa Shame y la mujer con un marido en la cárcel a bordo de Drive, aquí crea un personaje tan sensible como oscuro, una actriz a seguir en todo lo que haga. Tobey Maguire en su papel de chico bueno con mirada dulce, está aquí soberbio llevando casi todo el peso de la trama con una soltura y una verdad que dotan de vida a la película, algo de lo que carece por muchos momentos esta versión cinematográfica. Y Leonardo DiCaprio que ya empieza a ser algo normal decir que esta sublime en todos sus papeles. El chico del Titanic que tanto fue criticado injustamente ahora es el príncipe de Hollywood y como tal ejerce, paseándose por ella como pez en el agua.

En definitiva una lujosa adaptación que peca de rapidez en su ejecución pero que se deja ver bien por momentos y te deja un halo de nostalgia por esa época perdida de la historia de los Estados Unidos mitad entre el mito y la tragedia, como el mismo personaje de Gatsby, perdón "El Gran" Gatsby.

 

Visitada: 1960 veces