CINeol

O utiliza la Búsqueda Avanzada




Crítica - Lo Imposible

Poster

'La Tragedia de un tsunami'

15/10/2012 - Por Sergio Roma

(3/5)

Lo Imposible
Director: J.A. Bayona
Intérpretes: Tom Holland [X] (Lucas) / Naomi Watts (María) / Ewan McGregor (Henry) / Samuel Joslin (Thomas) / Oaklee Pendergast (Simon) / Sönke Möhring (Joakim) / Ploy Jindachote (Enfermera) / Geraldine Chaplin (Anciana) / Johan Sundberg (Daniel) / Nicola Harrison (Mujer que cuida de los niños) / Marta Etura (Simone)
Duración: 114 minutos
Sinopsis: María, Henry y sus tres hijos comienzan sus vacaciones de invierno en Tailandia. En la mañana del 26 de diciembre, la familia se relaja en la piscina después del día de Navidad cuando el mar, convertido en un enorme y violento [...]
Lea más en su ficha

Estreno en España: 11 de Octubre de 2012

CRÍTICA



No se puede decir que el cine catastrófico haya gozado de importantes obras a lo largo de la historia del cine. La primera que viene a la cabeza es sin duda alguna “El Coloso en Llamas” y también resulta complicado no acordarse de “La Aventura del Poseidón (1972)”, “Viven!” o de “Titanic”, por recordar algunos títulos populares. Parecía que la tragedia del 11-S podría otorgar bastante material para realizar una gran película sobre este tema, pero exceptuando “United 93”, todo lo demás ha sido bastante flojo hasta el momento.


(Más imágenes en su galería)



Juan Antonio Bayona no va a pasar a la historia del cine por haber realizado una magnífica película sobre el cine catastrófico, pero sí conviene destacar algunos aspectos que hacen de “Lo Imposible” una película con mucho mérito y por supuesto interesante. Lo primero sin lugar a dudas es el esfuerzo que se aprecia en conseguir con un presupuesto relativamente bajo, escenas y escenarios complicadísimos y representaciones más que aceptables sobre nada más y nada menos que un tsunami. Si Clint Eastwood consiguió un resultado satisfactorio con las pocas escenas iniciales de la reciente “Más Allá de la Vida”, no se puede decir que Bayona se haya quedado atrás en este aspecto, y si bien se aprecian ciertas –y lógicas- limitaciones en algunos planos y encuadres generales, el resultado general es digno de tener en cuenta y no hace perder en ningún momento a la película el potencial que requiere y la fuerza que debe ser determinante en numerosos momentos. Por tanto, en este sentido, aprueba en uno de los aspectos más importantes, que es la recreación.

La película se ha centrado –y basado- en una historia real sucedida a una familia que casualmente se encontraban de vacaciones en una de las costas asiáticas cuando sucedió el terrible tsunami en las Navidades del año 2004.
Para interpretar a esta familia, se ha apostado muy alto, y se ha contado con dos actores de renombre internacional, pero además de categoría superior contrastada. Por un lado, Ewan McGregor realiza un trabajo algo más sencillo que su compañera de reparto, pero lo hace con oficio y con autenticidad, permitiendo que los acontecimientos discurran en un plano de realismo necesario. Por otro lado, la inconmensurable Naomi Watts (que ya cuenta en su carrera con importantes títulos y con notables interpretaciones) realiza un trabajo portentoso, complicado y complejo, y solventado con absoluta maestría y con la dureza que el papel requiere y que ha dominado en todo momento.

El último aspecto a destacar (y el más importante) es el emotivo, y aquí es donde se pueden encontrar el mayor número de puntos flojos que nos impiden encontrarnos ante un proyecto realmente grande. Y es que si bien, la delgadísima frontera que existe entre la presentación real de emociones auténticas y la premeditada exaltación artificial es harto complicada de no sobrepasar, lo cierto es que aquí Bayona no arriesga en exceso, promueve los momentos emotivos (elevando incluso de manera exagerada el tono musical) sin ningún tipo de rubor y maneja estos aspectos con la destreza de quién sabe controlar el dramatismo con recursos ya conocidos y poco destacables, y en todo caso sin llegar en ningún momento a dejar que este aspecto se convierta en el único argumento y dejando vislumbrar otros elementos importantes como el suspense, la angustia o la desesperación, bien desarrollado todo ello en su conjunto.

Si con “El Orfanato” Bayona llegó al gran público, ganándose además el respeto de la crítica, con “Lo Imposible” va a decepcionar a muy pocos (excepto a los que busquen otra película de terror), va a gustar a muchos y sobre todo garantiza una más que probable buena acogida en taquilla lo que le permitirá emprender más proyectos valientes como este, lo cuál siempre será una excelente noticia.


sergio_roma00@yahoo.es
twitter: @sergio_roma

 

Visitada: 3736 veces